Prepárate para tus años dorados

0
3
Prepárate para tus años dorados

Hay cuatro áreas en las que puedes prepararte para tus años dorados. Son financieros, físicos, mentales y espirituales.

Preparaciones temporales y financieras

Al acercarse a la jubilación, debe evitar las deudas y ahorrar la mayor cantidad de dinero posible. Ponga en orden otros asuntos temporales, incluida la preparación de documentos legales que expresen sus deseos personales en caso de que no pueda cuidar de usted mismo. Ate cualquier fin financiero y tome decisiones si usted o su cónyuge quedan incapacitados. No es divertido ni fácil ver estos detalles, pero será lo mejor para usted y su familia.

Mi padre y mi madre compraron sus propias parcelas de cementerio para que sus hijos no tuvieran que hacerlo. Incluso puede escribir lo que le gustaría que ocurra en su funeral. Estas cosas facilitarán a los que se quedan atrás. Comparta sus planes con sus hijos para que sepan dónde encontrar documentos importantes y puedan cumplir sus deseos.

Preparación física

Reglas de sentido común. Obtenga atención médica y dental regular, haga actividad física, coma una dieta saludable y mantenga un peso adecuado. Si no puede correr, camine, si no puede caminar, nade. Trate de encontrar una actividad física que pueda hacer regularmente para mantenerse activo. Los estudios científicos han demostrado que si se mantiene físicamente activo y hace ejercicio regularmente, puede ayudar a prevenir enfermedades y discapacidades. Incluso el ejercicio moderado o la actividad física pueden mejorar su salud. Su salud sufrirá mucho más al no hacer ejercicio que al hacer ejercicio.

Preparación mental

El cerebro también necesita ejercicio. Mantén tu mente aguda leyendo, haciendo rompecabezas o participando en otros desafíos mentales. La ciencia ha demostrado que no perdemos células cerebrales como se pensaba anteriormente. Nuestros cerebros pueden desarrollar nuevas vías neuronales en nuestros últimos años. Tomar clases de baile o aprender un instrumento musical puede ayudar a tu cerebro a mantenerse activo y en crecimiento. Comienza un blog y haz que tus nietos te enseñen a jugar en la computadora.

Es muy importante mantener una actitud positiva. Sin duda tendrá adversidades a medida que envejezca, pero la forma en que reaccione será un factor importante en lo feliz que sea.

Tenga algo que hacer todos los días: haga planes. Si tiene algo que esperar, realmente hará la diferencia. Sea voluntario en su familia, comunidad o iglesia para ayudar a otros mientras pueda. Puede hacer historia familiar, tomar clases para adultos mayores y mantener un jardín o participar en trabajos de costura, acolchados u obras de arte. Las actividades que valen la pena pueden enriquecer sus años superiores y también bendecir la vida de otros.

También es importante estar dispuesto y ser capaz de cambiar los planes cuando sea necesario. A veces surgen problemas de salud que te impiden hacer lo que siempre has disfrutado. Puede recurrir a otros intereses cuando esto suceda o puede volverse amargado e infeliz.

Preparación espiritual

Tus creencias se vuelven más valiosas a medida que alcanzas tus años dorados. Si crees en Dios, lo más probable es que quieras hacer las paces con Él y reconciliar las diferencias con amigos, familiares y enemigos. Estos últimos años se pueden pasar sumergiéndote en las Escrituras y compartiendo tus sentimientos con los demás. Pueden aprender de tus experiencias. Mantenga un diario, escriba sus sentimientos y deje un legado de amor para su posteridad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here